Blog

28. abr., 2017

HISTORIA DE LA COMPUTACIÓN (2)

Historia de la computadora: desde el ábaco  hasta el procesamiento en paralelo (2)

Históricamente, el instrumento  inicial de la informática más importante es el ábaco, que ha sido conocido y  ampliamente usado por más de 2.000 años. Simplemente es una percha de madera  que sostiene alambres paralelos en los que se atan cuentas. Cuando estas  cuentas se manipulan, siguen el alambre según reglas "programadas"  que el usuario debe memorizar. Con base en éstas, todas las operaciones de la  aritmética ordinaria pueden realizarse. 

Otro instrumento de la informática,  el astrolabio, también existía hace 2.000 años y se usaba para la navegación.   

Sin embargo Blaise Pascal está ampliamente acreditado con la  construcción de la primera "máquina calculadora digital" en 1642.  Ésta realizaba sólo sumas de números entrados por medio de diales y se pensaba  que ayudaba al padre de Pascal, quien era un recolector de impuestos. 

En 1671Gottfried Wilhelm von Leibniz inventó una computadora que se construyó en 1694, la cual podía sumar y, sumando sucesivamente y desplazando los dígitos  del resultado, multiplicar. Leibniz inventó un mecanismo de "rueda  escalonada" para introducir los sumandos, mecanismo todavía en uso. Los  prototipos construidos por Leibniz y Pascal no se usaron ampliamente pero  seguían siendo curiosidades hasta que Tomas de  Colmar (Charles Xavier Thomas) desarrolló (1820) la primera calculadora  mecánica comercialmente exitosa que podía sumar, retar, multiplicar, y  dividir. Seguiría una sucesión de mejoras en las calculadoras mecánicas de  escritorio por varios inventores, para que, aproximadamente por 1890, las operaciones disponibles incluyeran la acumulación de los resultados  parciales, el almacenamiento y la reintroducción de resultados pasados, y la  impresión de los resultados, cada uno requiriendo una iniciación manual.  Estas mejoras fueron hechas para satisfacer a los usuarios comerciales principalmente, prestando muy poca atención a las necesidades de la ciencia.